Después 1,826 días los Juegos Olímpicos volvieran a estar presentes como uno de los eventos deportivos más importantes del planeta, pero con grandes escenarios pocas veces vistos a nivel internacional.

Ciudad de México a 23 de Julio del 2021, Redacción Deporte Panamericano.

El aumento de los casos en días recientes del COVID-19 en Japón, provocó alertas e inquietudes entre los expertos sanitarios, esto derivo a que la inauguración de los Juegos Olímpicos tuviera un escenario poco visto. Sin público, ya el ministerio de salud teme que la misma justa deportiva pueda convertirse en un evento súper propagador de variantes del virus.

Ahora sí, da inicio formalmente a ¡Los XXXII Juegos Olímpicos de Verano!

Un deportista corre en una cinta y otra pedalea en una bicicleta estática, esto haciendo referencia a lo ocurrido durante gran parte del 2020, en donde estos juegos son la luz al final del túnel, un evento que llene de esperanza a la humanidad después de haber vivido el confinamiento vivido en una gran mayoría de países del mundo.

Dentro de la primera parte de la ceremonia, se pudo observar una espectacular y demasiado detallada la coreografía inaugural. Se destaca el gran trabajo de los voluntarios, una pena que tantos meses de ensayo no haya tenido público nacional e internacional en el estadio olímpico de Tokio.

Lo  impresionante de la ceremonia siempre será el desfile de los atletas y el colorido de la vestimenta que usan las delegaciones participantes, ya que refleja lo cultura tradicional de cada país y en ocasiones  los comités olímpicos participantes optan por combinar lo tradicional con un toque de la moda del momento. En esta ocasión la ausencia de factores externos y con las medidas sanitarias de la sana distancia tomo factura, con un desfile poco efusivo.

¡Éxito a todos los deportistas!